10 cosas que echo de menos de España

La vida del inmigrante puede ser fácil o dura, pero lo que es seguro que es nostálgica. Se echa muchas cosas de menos, no sólo la familia o la comida, sino cositas pequeñas que antes no le dabas importancia, y ahora te faltan.
Parece que este articulo/video es de obligado cumplimiento para los que vivimos fuera de España. Y solo, el que ha vivido, o vive fuera de su país, puede comprender este vídeo.
Puede que tu seas uno de ellos, o quizás seas de los que nunca han salido al extranjero. Si es así, escúchame: disfruta, aprovecha toda la riqueza que te da tu tierra, valorala!, se consecuente, cuídala y enorgullecete.

</>

La tierra que te vio nacer, debe de ser como tu madre, la mejor del mundo. Cada cual la suya, por supuesto, pero siempre pensando que no es menos que nadie. Que no te engañen las fronteras, ni los títulos, no hay mas grandeza en una ciudad, en un pueblo, por ser “capital de”, sino en su gente y su patrimonio. Cuida tu patrimonio, ya sea, artístico, cultural, ect…
Solo saliendo, puedes comparar por ti mismo, y te darás cuenta de todo lo que tienes, y no valoras. No dejes de disfrutar cada instante.



En este vídeo no hablo de mi tierra, ni de mi familia, ni de la comida en general, creo que es obvio, que TODOS echamos de menos eso. Creo que preguntes a quien preguntes, en el fondo, todos te dirán que lo que mas echan de menos, son pequeños detalles, como el sabor de algo (en mi caso el Colacao, o podria ser los DONUTS), el sol calentándome la cara, algo tan simple como una persiana para dormir a oscuras, o mil cosas a la vez.
Ser inmigrante es ser un nostálgico.

 

5/5 (1)

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.